LUCA DELLA ROBBIA VS DONATELLO

¡Hola de nuevo!

Sala cantorías Catedral Florencia Museo

Hoy queremos presentaros dos obras del todo Renacentistas: las cantorías del Duomo (Catedral) de Florencia. Se trata de dos balconadas que se encontraban a los lados del coro de la Catedral de Santa María de la Flor. Fueron esculpidas casi contemporáneamente en la década de 1430 por Luca della Robbia (lado norte) y Donatello (lado sur).

Nos encontramos a principios del siglo XV en la ciudad de origen del Renacimiento: Florencia. El Renacimiento supuso una vuelta a los ideales clásicos de la Antigüedad, resurgieron las ideas de Platón en filosofía, pasadas por el filtro del cristianismo. En el arte priman las composiciones simétricas, los arcos de medio punto, la armonía y el gusto por la belleza. Florencia es el escenario en el que se desarrolla porque había una cierta libertad, dado el régimen de República que tenían. No solo eso, están muy apegados a su origen romano, de ahí que el gótico nunca llegara a tener tanto éxito como en otros sitios, como por ejemplo en Siena. Florencia estuvo pronto gobernada por los priores de las artes, es decir, los gremios. Pronto nace una creciente burguesía de familias que se enriquecen como banqueros o mercaderes (por ejemplo: los Médici, Strozzi, Pitti, entre muchos otros). Son ellos los que se encargan de ser mecenas de artistas de éxito. Las instituciones también promueven este arte que se convierte en símbolo de Florencia, y con ellas los propios gremios. El gremio de la Lana tenía el patrocinio de la Catedral, con lo que se encargaba de la elección y contratación de los artistas, como en este caso.

Interior Cúpula Florencia

La propia Catedral alberga el símbolo de este nuevo estilo con la cúpula de Brunelleschi acabada en ese mismo periodo, hacia 1436. Las cantorías de la Catedral estaban colocadas precisamente justo debajo de la cúpula. Ambas aluden al mismo tema, el salmo 150 en el que se habla de celebrar a Dios con cantos y bailes. A simple vista las dos obras nos pueden parecer muy similares, pero os descubriremos que no es así.

Luca della Robbia fue el primero en recibir el encargo en 1431, y lo terminó en 1437. Si no conocéis a este artista es muy probable que hayáis visto otras obras del taller fundado por él, por lo general escudos de cerámica vidriada.Su cantoría daba al lado norte, el mejor iluminado porque recibía la luz desde el sur. La cantoría de Donatello, en el lado sur, recibía luz del norte que es más débil. Para resolver este problema Donatello coloca un entramado de vidrios dorados en el fondo y en las columnitas. De esta manera la poca luz que llegaba se reflejaba en los vidrios y aportaba mayor luminosidad. Donatello empieza un poquito después, desde 1433 hasta 1439, por lo que ambos trabajan juntos durante 5 años cada uno en su cantoría.

Lucca della Robbia

Donatello nos presenta un baile desenfrenado de niños que llenan la escena y se amoldan a la arquitectura. Fijaros en el movimiento, es como una danza dionisíaca. Dionisos es el dios del vino de la mitología griega. Parece como si representara amorcillos de la Antigüedad, desnudos y regordetes. En cambio, Luca della Robbia nos presenta un baile lento y pausado. Hay menor movimiento, pero mayor serenidad clásica en la composición. Se dice que su obra es apolínea, por el dios Apolo. Sus niños son algo mayores de los niños que presenta Donatello, y están togados a la antigua. Cada uno de sus relieves están dedicados a un tipo de instrumento: viento, cuerda, teclado y percusión; mientras que en los laterales representa los coros. Luca della Robbia plasma muchos gestos, y en algunas partes parece como si cantasen el salmo con sus bocas abiertas. El texto del salmo 150 de David, titulado Laudate Dominum, aparece a lo largo de la inscripción de los frisos en caracteres romanos.

Donatello

Las cantorías se desmontaron en 1688 con ocasión de la boda al año siguiente del Gran Príncipe Ferdinando de Médici con Violante Beatrice di Baviera. Les parecían muy pequeñas para el evento, y prefirieron colocar otros balcones más grandes de madera en estilo barroco. Es una pena que las desmontaran, pero al menos conservaron esta magnífica obra. También hay que considerar que para Ferdinando la música era muy importante, ya que él mismo era músico.

A finales del siglo XIX hubo una importante restauración, y se desmontó la obra de Luca della Robbia junto con el coro de Bacio Bandinelli. Hoy en día estas dos obras se pueden admirar en el Museo del Opera del Duomo de Florencia. Hay una sala dedicada a las cantorías, y se pueden apreciar en alto, como debieron estar colocadas. Además, los relieves originales de Luca della Robbia aparecen abajo, para poder observarlos con detalle.¿Conocías esta obra? ¿Cuál de las dos te gusta más? ¡Deja tu comentario y a ver cuál gana!

Donatello

Donatello

Donatello

Luca della Robbia

Luca della Robbia

Lucca della Robbia

3 Comments
  1. Amparo Díaz González 4 months ago

    Me encanta tu trabajo !! un placer tener una guía como tú!.
    Un abrazo y mucho ánimo !

  2. Isabel 4 months ago

    Magnifica exposicion de estos dos grandes artistas del renacimiento, si tuviera que elegir a uno de estos por sus fantasticos relieves, no sabría. FELICIDADES

  3. Isa 4 months ago

    Voto por Donatello, se ve más marchoso! 🙂

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

CONTACTO

Escribe y te responderemos lo más pronto posible.

Sending

©2020 ALBA MUNDI developed by manbago

Log in with your credentials

Forgot your details?